Formula un deseo

Nuestro agente en Alemania nos pedía una cálida sorpresa para dar la bienvenida a un grupo de huéspedes. Hablamos con nuestro colaborador neoyorquino afincado en Bilbao (País Vasco), Joshua Edelman, y las ideas comenzaron a fluir.

En la acogida participaron músicos vascos, americanos y excepcionales cantantes que habían trabajado letras en alemán e incluso en yiddish. Es lo que tienen los proyectos hechos con cariño y a medida.

¿Nos cuentas tu deseo?